HomeAulas AbiertasArtículoSe cierra la puerta de la libertad

Se cierra la puerta de la libertad

En los últimos suspiros de la Administración del Presidente saliente Barack Obama de conjunto con el Gobierno Cubano en fecha 12 de enero del 2017 se firma el acuerdo entre ambas naciones denominado “Declaración Conjunta”, donde se reflejan el establecimiento de las nuevas políticas migratorias que entrarían en vigor a partir de la fecha de la firma del mencionado documento. La conmoción se puede decir que llego a todas partes del mundo donde los cubanos por una vía legal o ilegal abandonaron el país con la esperanza de ser recibidos en Estados Unidos de América con los brazos abiertos por las políticas migratorias de preferencias que tenían los cubanos, estas decisiones de ir paulatinamente haciendo restricciones a las políticas existentes contra Cuba mediante un cambio de mentalidad debido a que, con lo que se estaba haciendo por parte del gobierno Norteamericano no había surtido los resultados esperados, se realiza este drástico cambio de proyección política con la finalidad de que por las malas no se lograba, era necesario recurrir a las buenas.

Del sin fin de normativas de restricciones a Cuba son su difícil erradicación sin el consentimiento del Congreso y del Presidente de forma colegiada de acuerdo en eliminarlas, quedando en duda que lo que está haciendo Obama en favor de Cuba, Trump lo pueda desestimar y adoptar otras variantes, en el plano de la especulación si serán para bien o para mal, por una parte, del Estado Cubano y por la otra de la Sociedad Civil Cubana. Queda claro que el presidente saliente por el momento si no surten cambio alguno por el presidente entrante, la nueva política migratoria de Cuba hacia Estados Unidos de América, con la eliminación de la política “pies secos-pies mojados” y el programa de admisión profesional “Parole”.

En la primera parte del acuerdo bilateral esta refrendado en eliminar el favoritismo migratorio y trato preferencial que tenían los cubanos al entrar en Estados Unidos de América, que no es menos cierto que incitaba a los cubanos a una migración en desbandada tanto por tierra como por mar, puesto que tenían garantizada su entrada en ese territorio por encima de otros emigrantes de América Latina, migración mayormente económica que en algunos casos eran legales hasta un punto donde se hacia la disertación para los cruce de fronteras que eran ilegales, la salida era por los canales pertinentes hacia un tercer país lo más cercano posible o con facilidades de acceder a Estados Unidos de América y después a retazos llegar al desino y solicitar “Ley de Ajuste Cubano” esta es la versión de pies secos; por su parte la salidas ilegales en embarcaciones donde la mayoría eran rusticas y sin las condiciones para hacer esa travesía marítima, siempre y cuando no fueran interceptados por ninguno de los guardacostas de ambos países (Cuba-Estados Unidos de América) cuando llegan al Estado de Florida es la versión de los pies mojados y se solicita “Ley de Ajuste Cubano”.

La segunda parte del acuerdo bilateral responde al abandono de profesionales de la salud de las misiones que tanto ellos luchan porque se las asignen y cuando salen a ellas desertan de las mismas con la finalidad de llegar a Estados Unidos de América, lo que no es conveniente para el Estado Cubano ya que se ven afectados ellos porque pierden personal y perjudican al país receptor que se queda sin recibir el servicio, es por ellos que hacen referencia al robo de cerebros con este tipo de política.

De esta forma ambas partes pretenden frenar un flujo migratorio mayormente económico que perjudica al político que verdaderamente tenía estas opciones para escapare de la represión a la que son sometidos cuando se les vulneran sus derechos humanos, por lo que el objeto de estas políticas deberían estar encaminados solamente a una oposición selectiva, ya que un gran parte pedía asilo por ser perseguido político y cuando obtenía la ciudadanía volvía a Cuba para hacer negocios y usaba su condición de extranjero para viajar, con la de cubanos para poder traer y entrar cosas con la finalidad de revenderlas. Quedo definido en la rueda de prensa de los funcionarios cubanos que serían devueltos todos los cubanos que de forma ilegal entrasen en territorio de Estados Unidos de América, cerrándose una puerta más de libertad a las personas oprimidas en Cuba.

 

Rate This Article

Licenciado en Derecho de la Universidad de La Habana. Director ejecutivo de la Plataforma Juventud Activa Cuba Unida (Jacu). Abogado Independiente, asesor y consultor jurídico de la Sociedad Civil Cubana. Activista y defensor de los Derechos Humanos. Presenta varios Posgrados en Derecho Penal, Propiedad Intelectual, Derecho de Autor, Argumentación Jurídica y temas de la Vivienda. Graduado en idioma inglés. Participación en varios encuentros de Bibliotecarios Independientes y Curso de Diseño de Proyectos, además de los Cursos Itinerantes de Gestión de Proyectos.

jpip1983@gmail.com

No Comments

Leave A Comment