HomeArtículosTrabajo estatal o trabajo privado. ¿Hacia dónde se mueve la balanza en la juventud cubana?
2574-trabajadores-cuentapropia

Trabajo estatal o trabajo privado. ¿Hacia dónde se mueve la balanza en la juventud cubana?

La juventud constituye una de las etapas del desarrollo humano más importantes a mi juicio, pues surge la concepción del mundo como una de las neoformaciones de la etapa, y que le permite al joven estructurar a través de sus metas, objetivos, planes, etc., tanto su sentido de vida como proyectos de vida; es por ello que la elección o el desempeño de su profesión ocupa un lugar elevado en la jerarquía motivacional, lo cual le permite realizar comparaciones entre los diversos sectores existentes como: técnicos medios, universitarios, campesinos, cuenta propistas, entre otros. Cada uno de estos sectores cuenta con diferencias no solo desde el punto de vista sociológicos sino además económicos, reflejándose en la subjetividad de los jóvenes, lo cual debido a la madurez y desarrollo psicológicos alcanzados, realizan comparaciones, juicios y criterios sobre que quieren ser en un futuro y de qué forma lo quieren, trazándose así metas para una futura concepción y formación de una familia propia, buscando satisfacer no solo necesidades de reconocimiento social, sino además monetarias, los cuales le permitirán materializas sus sueños y aspiraciones.

A pesar de los “disímiles esfuerzos” que realiza el gobierno cubano por garantizar un puesto laboral a aquellos jóvenes que han culminado sus estudios, estos prefieren optar por el cuenta propismo, como una alternativa de modalidad económica independiente (AMEI). Es cierto que el placer y la satisfacción que arroja el hecho de tener un título universitario y ser un profesional son indescriptible, no solo por la satisfacción personal que genera sino por el orgullo y el prestigio que desencadena en la familia, la comunidad y el grupo de amigos que nos rodea. Pero esto no es suficiente, pues los seres humanos somos muy complejos y en la satisfacción de unas necesidades, surgen otras con mayor grado de complejidad y de jerarquía. Además, no siempre se garantiza por parte del sector estatal, un puesto laboral que se encuentre en correspondencia con lo estudiado, y en caso de existir dicha correspondencia, los recursos materiales y el salario no lo están. Y no es que en el sector del cuenta propismo existen todos los recursos al cien porciento, pues la obtención de algunos de estos recursos no dependen del dueño del negocio, sino del sector estatal propiamente dicho, pero la remuneración es mucha más alta y los resultados del trabajo realizado se observan y materializan a más corto plazo, algo gratificante y motivador para cualquier persona. Y a pesar de que muchas personas consideran que la salud es lo más importante (criterio con el que me encuentro de acuerdo), es importante recordar que para tener una adecuada y óptima salud, es importante tener además una adecuada alimentación y estos se adquieren con dinero. Así como todo lo básico que necesitamos para vivir donde se incluye: tener un hogar, la ropa, los zapatos, los equipos electrodomésticos y de entretenimiento como la TV que “ayuda” a disminuir en cierto grado el nivel de estrés que vivimos a diario los cubanos, aunque la variedad de las ofertas televisivas, constituyen un tema de análisis para otro artículo, ya que esta no es del agrado de la población.

En resumen podemos decir que los jóvenes cubanos abogan, en un porciento elevado por el trabajo privado, a pesar de los esfuerzos que este le arroje, pues aquí encuentran un mejor pago a los esfuerzos realizados, y esto se traduce en una mayor motivación para satisfacer sus necesidades e intereses fundamentales.

Rate This Article

Joven miembro de Juventud Activa Cuba Unida (Jacu). Licenciada en Psicología Clínica de la Universidad de Ciencias Médicas de Bayamo. Terapeuta EMDR, avalada por la sociedad española de dicha terapia; así como terapeuta en HIPNOSIS, avalada por la Universidad de Ciencias Médicas de Granma.

kireniaflores555@gmail.com

No Comments

Leave A Comment